Desde que en 2002 irrumpiese el huracán Arctic Monkeys en la escena alternativa británica, el Reino Unido vive con ansiedad la aparición de una nueva banda fenómeno. Muchas han sido las formaciones que han trascendido desde entonces, pero muy pocas comparten tantas similitudes con los de Sheffield como la promesa que hoy os presentamos.

Se llaman Pretty Vicious, y son un jovencísimo cuarteto cuyos integrantes son originarios de la pequeña ciudad galesa de Merthyr. Un contexto parecido al de Alex Turner y los suyos, que con apenas 17 años les ha hecho centrarse en la música como vía de escape a la monotonía de su lugar de residencia.

Hasta la fecha, Brad Griffiths (voz y guitarra), Thomas McCarthy (guitarra), Jarvis Morgan (bajo) y Elliot Jones (batería), tan sólo tienen editado el tema Cave Song. Un corte potente y de ritmo endiablado, con el que en escasos días ya han recibido un impresionante apoyo de grandes radio fórmulas y Djs como Zane Lowe de la BBC Radio 1, Dave Rowntree (batería de Blur) de la Xfm o Adam Walton de la Radio Wales, quienes les han llegado a comparar con el sonido de los propios Arctic Monkeys, The Libertines, o incluso, con la fogosidad de los inicios de los Manic Street Preachers.

Un single grabado bajo la supervisión del veterano productor Richard Jackson, quién ha sabido lidiar con toda esa energía adolescente, para dar forma y coherencia a una melodía realmente adictiva. Un enorme trabajo que ha sido avalado recientemente por la revista NME, nombrados como “Buzz Of The Week”. Otro de esos puntos en común, es el indiscutible papel que internet está desempeñando en el éxito de la banda. Desde el principio, su web está permitiendo a los fans descargar su música para luego compartirla viralmente, y además, les está dando la oportunidad de mantener un contacto directo con sus seguidores a través de las redes sociales. Lo mismo que hicieron los Arctic cuando lanzaron el exitoso I Bet You Look Good On The Dancefloor.

Respecto a sus directos, a mediados de diciembre tocaron por primera vez en público en la sala The Redhouse Box de su ciudad natal, con una expectación fuera de lo común para una formación tan principiante. Entre los numerosos asistentes, se dieron cita representantes de los principales sellos discográficos, de agencias de management, o incluso de importantes festivales como Glastonbury o Reading. Todos ellos ilustres nombres del panorama musical de las Islas, que ya se han hecho eco del inminente éxito de estos chicos.

Entre sus planes de futuro, destaca la gira que acaban de confirmar junto a sus compatriotas The Hearts por todo Gales. Una forma inmejorable de estrenar un 2015 que se les presenta excitante. Esperemos que sean capaces de asimilar toda esta vorágine mediática, y consigan desarrollar todo lo que llevan dentro.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*