Pasará a la historia de la cultura popular por la interpretación del señor Spock en la mítica serie Star Trek. El actor Leonard Nimoy ha fallecido este pasado viernes a los 83 años de edad por complicaciones derivadas de la enfermedad pulmonar obstructiva cronica que padecía desde hacía un año. Llevaba varios días ingresado en un hospital de Los Angeles, en EE UU.


Actor precoz, educado artísticamente en los arcanos del Método, Limoy (Boston, 1931) saltó a la fama en los sesenta por ser uno de los tripulantes más celebres de la nave Enterprise. Caracterizado como el flemático científico Spock (con sus afiladas cejas y sus puntiagudas orejas, rasgo físico característico de su Vulcano natal) surcó el espacio estelar como segundo al mando del capitán Kirk.


Su más reciente aparición en la franquicia de la famosa serie fue en el filme Star Trek: en la oscuridad, de J.J. Abrams, y es una ilustre figura para los leales seguidores de la serie. Nimoy también salió en otra producción famosa de J. J. Abrams, Fringe, donde dio vida a William Bell. Como director, fue el responsable de películas como Tres hombres y un bebé y Esposa por herencia.

El papel del vulcaniano marcó profesionalmente a Nimoy, pese a sus esfuerzos por no encasillarse en el citado personaje llevándole a buscar otras vías creativas en el teatro, la literatura o la fotografía. En 1975, publicó su primera autobiografía, significativamente titulada Yo no soy Spock. Sin embargo, veinte años más tarde, ya reconciliado con el personaje y tras reconocer lo que le había aportado, publicó en 1995 la segunda y definitiva autobiografía: Yo soy Spock.
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*