Cody Simpson Madrid
Cody Simpson durante su concierto de Madrid

En Julio del año pasado, Cody Simpson visitaba por primera vez en solitario nuestro país y después de la gran acogida que tuvo, este mes de Mayo era el escogido para su regreso a Barcelona y Madrid como parte de su nueva gira donde nos presentaría temas de su nuevo lanzamiento discográfico ‘Free’.

El 18 de Mayo era la fecha marcada en los calendarios de su parada en la Sala San Miguel del Palacio Vistalegre de Madrid. Después de unos teloneros de lujo como fueron Ryan Beaty y Jackson Harris, el cantante aparecía en el escenario a las 21h con su inseparable guitarra para empezar el show con el tema que da título a su nuevo disco ‘Free’ con el que abre una nueva etapa como artista independiente.

El cantante siguió dándole forma al show con otro de los temas que ya conocemos como es ‘Thotful’, antes de dirigirse por primera vez a ese público que tan bien le acoge siempre que viene, “Estoy encantado de estar aquí y voy a presentaros temas de mi nuevo disco y quiero compartir con vosotros la sensación que tengo,” decía con ilusión mientras daba un toque más acústico al concierto con ‘Driftwood’.

Pidiendo que bajasen las luces hasta estar con ellas casi apagadas y con su guitarra eléctrica hizo que el ritmo del concierto se relajase, creando un ambiente único y de lo más íntimo en el que el público le siguió con palmas mientras cantaban junto a él ‘Sinking In’ antes de causar locura con ‘Home To Mama’, tema que estrenó hace unos meses junto a Justin Bieber y en el que nos dejó con la boca abierta con unos solos de guitarra de lujo.

Cody Simpson Madrid
Cody Simpson concierto Madrid

¿Quién quiere algo nuevo?” preguntaba Simpson a un público entregado dando así paso a ‘Happy Little Hippie’ esperando hacer las delicias de sus seguidores con los temas que iba presentando. Poco después, el australiano desapareció del escenario brevemente para tomar un pequeño respiro y con su gorra se acercaba a los tambores para contagiar su buen rollo. Dejando la guitarra de lado momentáneamente hizo cantar a la gente con ‘La Da Dee’ y ya avisaba que iba a cantar algún que otro tema que conocíamos como fue el caso de ‘Pretty Brown Eyes’ y una cover de ‘FourFiveSeconds’ de Rihanna.

Me gusta poder transmitir mis pensamientos a través de la música y éste es un tema que quiero compartir con vosotros,” decía quedándose a solas en el escenario para interpretar ‘Wilderness’ mientras poco más tarde invitaba a unirse a él sobre el escenario a su técnico de guitarras James Wolf al que elogió como gran compositor y guitarrista. Ambos se propusieron crear algo mágico y bajaron el ritmo a solas en el escenario con un tema original de James titulado ‘Whisky and a Prayer’.

La banda volvió al escenario mientras Cody cantaba ‘Flower’ el que fuera el primer single de su nuevo disco, siguiendo más tarde con ‘It Don’t Matter’ y otra de las canciones que estarán dentro de ‘Free’ como es el caso de ‘ABC’ donde puso a cantar al público su estribillo haciendo incluso que cantasen a capella para él.

Después de ‘Love’, Simpson nos regaló por primera vez su versión de ‘Sweet Home Chicago’ dando paso después a su segundo single ‘New Problems’ donde nos deleito con otro interminable solo de guitarra despareciendo minutos más tarde del escenario.

El cantante no se iba a ir definitivamente sin antes mostrar su agradecimiento a todos los que tanto le han estado apoyando, “Os agradezco que esteis aquí esta noche. Echaba de menos venir a España y esta es la segunda vez en Madrid. Gracias por volver y mostrarme vuestro cariño,” decía el joven cantante que se había dejado el alma en el escenario.

El cantante además hizo referencia a esta nueva etapa, a arriesgar y hacer lo que él quiere dejando atrás la compañía discográfica con la que había trabajado anteriormente y convirtiéndose en uno de tantos artistas independientes. “Mi perspectiva en este disco es más honesta y me gusta tener creatividad porque sé qué quiero compartir con vosotros. Sé que me queréis como soy, no como una versión mía. Quiero daros a mí mismo no ninguna mierda. Os quiero a todos y gracias por venir. Vamos a terminar con nota positiva,” decía con una sonrisa mientras se despedía de la capital con el mismísimo Bob Marley y su ‘Everything’s Gonna Be Alright’ con el que terminó a capella dejándose la garganta y arrancando los aplausos de todos los que nos encontrábamos allí.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*